miércoles, 3 de junio de 2015

Ada Colau, ¿"qué t´as tomau"?



Eso fue lo primero que me sugirió la noticia por la tele de tu proyectada y “loable” iniciativa.
Luego lo he pensado desde otro ángulo: si consideramos el torbellino de despropósitos que nos cae encima a diario; si son infinitos (como las arenas del desierto, eso) los desmanes, bellaquerías e ilegalidades que permanentemente se cometen y quedan impunes; si SEGURO QUE LUEGO ESTARÁS ENCANTADA cuando los ciudadanos se nieguen a pagar las tasas, el IBI, etc. que bastante injustos podrían resultar, teniendo en cuenta la indiscutible desmesura de su tamaño y el mal empleo que se da con frecuencia a la recaudación correspondiente…
… tu juncal ocurrencia puede merecer un puesto de resplandeciente relieve en el escalafón en la hornacina más surrealista del retablo nacional.
¡Cómo molas! Y, en cuanto al detalle de fijar tu propio salario (¡maravilloso privilegio que TODOS LOS TRABAJADORES TIENEN!) dándole un tajo drástico al nivel sideral de tu desahogado predecesor, ya veremos si sí y con qué matices.
Vamos que en estos días, entre la Pantoja y tú, la caja tonta es una gozada.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada