lunes, 16 de febrero de 2015

Yo, como espectador...



El Canal Sur de televisión se caracteriza por una sostenida mediocridad y una insistencia obsesiva, casi patética, en La Copla y derivados, empachosa y agotadora mirada a un ombligo que anda ya trasnochado en demasía.
Como cabe, además, percibir su correspondiente dependencia de los “hilos públicos”, no es emisora de mi frecuentación, como espectador. Y no es que no se comprenda la necesaria conexión con los compromisos y los localismos, pero…
En fin que, el pasado sábado, de casualidad recalé en su sintonía y encontré, con no esperada sorpresa y por ello redoblada gratitud, un documental precioso sobre Andalucía, dirigido por Juan Lebrón.
Así, sí. Y es tal la abrumadora hermosura de nuestros paisajes, de nuestra geografía y ciudades, que no me extraña la salvaje codicia con la que sueñan volver a invadirnos los guerreros del islamismo extremista y del otro, cuando se reclaman descendientes añorantes de aquellos perdedores del paraíso.
Otra cosa es, si sabrían valorar, conservar y mimar como se merece esta tierra de María Santísima, cuando se apoderasen de ella. Que lo dudo porque, a veces, aquí mismo ya nos quedamos cortos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada