sábado, 22 de noviembre de 2014

Una cita



(De don Antonio Gala. Carta a los herederos, 1995. Arenga.)
“… llenos de promesas incumplidas y de palabras empeñadas. Ahí están los corruptos de todos los partidos, políticos o no, emponzoñando el aire… Iban a tocar el cielo con las manos, y bajarlo a la tierra y repartirlo: se han hecho uno a su medida, a la corta medida de sus traiciones y sus mediocridades.” Etc., etc.
¿Os suena?
Toda esta gente que promete de nuevo lo que ya, tantas veces antes, se nos prometió, ¿va a portarse? ¿Nos atreveremos a confiar en ellos? ¿Por qué?

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada