domingo, 6 de abril de 2014

La idea



Había publicado algunos trabajos de indudable calidad artística que, no obstante, produjeron escasos resultados económicos, lustro tras lustro, década tras década.
Y una tarde, cruzó por su cabeza una idea que podríamos llamar desesperada y desde luego temeraria y, en algún aspecto, costosa de realizar. La fue madurando, porque su ritmo de vida la concedía tiempo considerable para la fantasía, la ensoñación.
Cuando la noticia, imprevista y brutal, estalló en las primeras páginas de los periódicos, las gentes que lo conocían, el sector de público que desde tiempo atrás había seguido con atención su carrera, quedaron  impactados, con una mezcla de pavor, incredulidad y desconcierto.
“Stridentius Maximiliano, artista multidisciplinar, autor de notorias obras de exquisita y no discutida calidad, es declarado culpable del asesinato de un sacerdote zamorano, a quien disparó a bocajarro los cartuchos de una escopeta de caza.”
La condena de cárcel fue fulminante. Al compás de su ingreso en prisión, su fama se desbordó con la fuerza y con la brillante velocidad de un cometa y la más importante editorial internacional estableció con él un contrato exclusivo por una cantidad que sumaba a los 20 millones de dólares de la firma, un sustancioso porcentaje de la venta de ejemplares (libros, discos, fotografías) que de inmediato batió todos los “récords” de las últimas temporadas.
En la cárcel escribió una novela autobiográfica que fue tan exitosa en el papel como en las taquillas, cuando se lanzó la versión cinematográfica (dirigida por Tarantino), de forma simultánea en 55 países.
Altas instancias se interesaron por su suerte y después de cinco años en prisión obtuvo la libertad condicional.
Conferencias y nuevas publicaciones no cesan de engrosar sus finanzas y es, a día de hoy, uno de los diez artistas más prestigiosos y ricos de Occidente.
Su mansión, en la isla privada que posee en las Antillas, es idéntica a la que Di Caprio exhibió en su papel reciente de Gatsby.  

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada